«Un buen producto no es por sí mismo sinónimo de éxito»

La importancia de la innovación y la diferenciación de un producto o servicio en el mercado fue la tesis dominante en la primera de las mesas redondas de la Jornada Empresarial de ‘La Verdad’ . Miguel Pina, director ejecutivo de la empresa Blue Factory Team -entidad que opera en Elche Parque Empresarial y comercializa la marca de bicicletas de montaña Mondraker- explicó que «la clave del crecimiento exponencial que ha tenido nuestra empresa durante sus 13 años de vida ha sido la inversión en I+D+i».
Según Pina, «hemos sabido posicionar la marca en el mercado y, pese a ofrecer un producto de gama alta, nuestras ventas han ido creciendo hasta facturar 11 millones de euros anuales».
En contraposición, los asistentes pudieron conocer de cerca el caso de Aigües d’Elx. Una empresa con un modelo mixto -el 51% es propiedad del Ayuntamiento de Elche y el 49% de Hidraqua- que desde su creación ha conseguido abaratar costes y dar un servicio más completo gracias a la innovación. Según su director gerente, Francisco Sáez, «gracias a la apuesta por la investigación y la implantación de avances tecnológicos, en poco más de diez años hemos conseguido que el consumo anual de la ciudad pase de 16 hectómetros cúbicos a 13, pese a que ahora contamos con cerca de 20.000 abonados más».
Ambos ponentes destacaron la importancia de la comunicación para «hacer entender al cliente las características de lo que se comercializa, puesto que un buen producto no es por sí mismo sinónimo de éxito». Se trata, según los ponentes, de saber situar la marca en el mercado y hacer entender al usuario la importancia de los elementos diferenciadores.
Por otro lado, sobre Blue Factory Team, Pina destacó la internacionalización de su producto. Un mercado, el exterior, que actualmente ya supone el 50% de las ventas de la entidad, aunque el director ejecutivo reconoció que «debido al auge que está teniendo el mundo de la bicicleta de montaña en nuestro país, hemos de reconocer que el mercado nacional ha sido y sigue siendo nuestro motor económico». Asimismo, se trata de una empresa que, a pesar de la crisis económica, ha conseguido triplicar prácticamente su plantilla y multiplicar la facturación anual.
En contraposición, el modelo empresarial de Aigües d’Elx «basa su estabilidad y su éxito la estabilidad que proporciona el conocimiento de la parte pública», aseguró su director gerente. Además, destacó que «actualmente contamos con 115 trabajadores, de los cuales el 88% tienen contratos indefinidos. Una situación que permite contar con la seguridad de un equipo humano comprometido». Además, Sáez puso de relieve el compromiso con la ciudad que tiene la entidad, gracias a la creación de un fondo social de 200.000 euros para colectivos necesitados.

(www.laverdad.es)

Ver enlace/additional link

 

Close Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *